Exportación de material vivo

El Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) certificó la exportación de 1.400 abejas reinas (Apis Mellifera Buckfast) y 9.800 abejas acompañantes con destino a Italia y España, desde dos establecimientos de crianza que desarrollan sus actividades en el Valle Medio, provincia de Río Negro.

El equipo profesional del Centro Regional Patagonia Norte del Senasa fiscalizó el procedimiento de acondicionamiento y certificó que las abejas sean originarias de colmenas inspeccionadas, inmediatamente antes de su envío.

La evaluación sanitaria determinó que las abejas no presentaban signos clínicos ni indicios de enfermedades o infestaciones propias de la especie, y que los apiarios de crianza están ubicados en zonas que no presentan la enfermedad Loque americana y son libre de enfermedades exóticas, tales como el pequeño escarabajo de la colmena (Aethina tumida) o el ácaro Tropilaelaps spp. Además, previo al embarque se tomaron muestras que se remitieron al Laboratorio del Senasa, cuyos resultados confirmaron también la ausencia de enfermedades.

Las abejas reinas y sus acompañantes fueron exportadas desde el Aeropuerto Internacional de Ezeiza. Las mismas son provenientes de los establecimientos «Cabaña Antünei», de la localidad rionegrina de Lamarque, y «Cabaña Colmenares del Valle», de Luis Beltrán.

Las exportaciones de las abejas reinas y sus acompañantes procedentes de los establecimientos “Cabaña Antünei” y “Cabaña Colmenares del Valle” se concretaron desde el Aeropuerto Internacional de Ezeiza.

Ambas cabañas están habilitadas por el Senasa para la comercialización de material apícola vivo e inscriptas en el Registro Nacional de Apiarios de Crianza, que contempla a todos los establecimientos que, mediante el cumplimiento de inspecciones sanitarias obligatorias y otras condiciones de control sanitario, pueden comercializar este tipo de material.