¿Cuánto vale la miel, cómo viene la cosecha?

La respuesta es que, si bien todavía hay incertidumbre, el precio se ubicaría entre $1000 y $1500, dependiendo del color. Lo bueno después de las marchas y contramarchas es la NO aplicación de retenciones a la miel.

Todavía hay incertidumbre sobre cómo puede repercutir la implementación de las distintas medidas que se tomaron.

En cuanto al precio, se puede hablar de una actualización del precio al tipo de cambio, pero los insumos también aumentaron. “Los precios para mí no cambiaron mucho: subió la miel, subieron los insumos y creería que en mayor proporción” evaluó un productor.

En el mercado interno se ofrece USD 1,80 mieles claras, hasta 34 mm y USD 1,30 para las oscuras. Algo así como 1500 y 1000 pesos respectivamente.

La actualización permite arrancar la cosecha con el precio algo mejorado, pero falta. Un mejor tipo de cambio no corrige la situación del precio. Hay que ver qué pasa con la cosecha y luego cómo se acomoda el mercado a la oferta y demanda.

Los mercados internacionales no están pasando por el mejor momento así que no habría una mejora en el precio en dólares a corto plazo y la segmentación va a seguir dicen los exportadores.

El precio puede cambiar de acuerdo a los resultados de la primera revisión por el proceso de dumping iniciado por EEUU, que estarán a mediados del 2024. Es una batalla que Argentina sigue dando ya que las 2/3 partes de nuestra cosecha tiene ese destino. Hoy esas mieles van a Europa, y paga menos porque compite con otras.

Los precios que se manejan son de 1800/2000 dólares la tn para mieles oscuras y, 2600/2700 dólares para las claras.

El volumen de exportación de miel para este 2023 estará en torno a las 55 mil toneladas, los primeros meses parecían peor pero el número fue mejorando a mediados año, aunque es sensiblemente menor a los últimos años y no quedarían remanentes de miel.

Sondeo de cosecha

La cosecha de miel no ha sido buena en los montes de Chaco, Santiago del Estero y Tucumán.  Fue para “el olvido”, dicen los productores.

“En San Luis fue un fracaso, este año sacamos muy poca miel a comparación con otros años. Hace más de 15 años que tengo las colmenas allá, y no viví nunca un año tan flojo como este. El motivo no lo sé, unos lo adjudican al viento, otros a las lluvias que se dieron justo cuando el algarrobo estaba florecido, floreció poco y duró una semana. Después se terminó todo. Me sorprendió porque es una zona pareja, segura, todos los años saco más o menos la misma cantidad de miel con promedios de 30 kilos por colmena. Este año no fue así”, concluyó Nicolás.

Córdoba: en la zona de monte nativo la cosecha de miel fue bastante menor a la temporada anterior, que fue muy buena. “Cercano al 50% con respecto al año pasado. Fue mucho menos y mucho menos de miel blanca, vinculada al algarrobo, porque los fríos persistieron hasta muy entrada la floración, las noches y las mañanas fueron muy frías, eso no alentó la actividad de la abeja en la flor y la producción de néctar. Por esa situación climática va a ser mucho menor en general” sintetizó Matías.

En la zona de pradera y hacia el sur de la provincia de Córdoba la temporada viene retrasada unos 15 días. “Creo que es el clima: está fresco, hay viento, varios días nublados. Los días soleados y húmedos fueron muy pocos. Por suerte no tuve que alimentar, a partir de agosto-septiembre ya hay algunas floraciones silvestres que permiten entrada de néctar y polen y se van manteniendo”, manifestó el productor.

Por su lado, Joaquín Moja, Médico veterinario del INTA Cuenca del Salado y en comunicación con nuestro medio comentó la situación que atraviesa dicha región geográfica: “en estos días por ésta zona se han desatado varias lluvias pero lo que está faltando es el ascenso de temperatura, recién hoy (27 de diciembre llegaría a 30º/31º, dicen, pero no hemos tenido días de muuucho calor como para que la abeja pueda trabajar en óptimas condiciones. Hubo mucha lluvia, viento, en algunos lugares destrozos de cultivos como girasol, pasturas y eso posiblemente retrase un poco la floración en algunas zonas que han resultado afectadas como Balcarce, o Punta Indio, Magdalena que han sufrido la caída de granizo”.

Y agregó: “Las colmenas vienen muy bien, los campos, en general están muy bien en floración: hay mucho lotus, trébol, mucha flor morada. Los campos están realmente muy lindos, pero falta temperatura para que la abeja pueda explotar como nos gusta ver a los apicultores la abeja trabajando fuertemente en el apiario. Ojalá se mantenga y que todo acompañe, no sólo la producción sino también el precio que tanto necesitan los productores apícolas”.

Hay que esperar a ver si el clima acompaña la temporada, por ahora las lluvias están presentes, incluso en demasía en algunas regiones, falta que suba la temperatura…